Prisca Davila:”Siendo madre experimentas el amor mas profundo”

Cresta Metálica Producciones

Prisca
Durante 2016 la pianista, cantante y compositora piensa lanzar un nuevo disco junto a su hermana Marieva, así como realizar conciertos y continuar con la enseñanza musical. Por Roberto Palmitesta

Pronunciar el nombre de Prisca inmediatamente llama a la mente del venezolano la magia del jazz y la riqueza de la música venezolana. Actualmente es una de las principales exponentes de la tradición venezolana, nacional e internacionalmente. Desde que lanzó su álbum debut Piano Jazz Venezolano en 2003, se robó el corazón de un público que le ha sido fiel hasta el día de hoy.

Prisca es una mujer de muchos títulos profesionales: se graduó como Profesora Ejecutante de Piano (2001) con María Auxiliadora Díaz; estudió armonía contemporánea, improvisación y jazz con Gerry Weil; realizó talleres de jazz con Gonzalo Micó y Olegario Díaz; se graduó de Profesora Ejecutante de Canto Lírico (2004) con la profesora Flor García y estudió canto popular e improvisación vocal con Cesar Muñoz y con Marisela Leal. Como si no fuera suficiente, Prisca es Licenciada en Historia egresada de la UCV (2004), obteniendo la Mención Honorífica.

Discípula de los grandes maestros Gerry Weil y Aldemaro Romero, Prisca cuenta ya con seis producciones discográficas, todas indiscutibles éxitos de venta. Además, ha dejado muy en alto el nombre de la música venezolana en países como Brasil, Canadá, Colombia, Corea, EEUU, España, Francia, Holanda, Italia, Reino Unido, República Dominicana y República Checa.

Cuando apenas tenía ocho años de edad, publicó un libro de poemas de su autoría, por lo que se registró en la Sociedad de Autores y Compositores de Venezuela (SACVEN). Seguramente, a esa edad Prisca no se imaginaría que en el 2009 ganaría el premio Luis Alfonso Larrain, otorgado por SACVEN por su aporte a la música nacional; mucho menos se imaginaría que desde 2015 pasaría a formar parte de la directiva de SACVEN.

En el 2015 Prisca se tomó un breve receso en su carrera musical para enfrentar una responsabilidad aún mayor: ser madre. Esta cantante, pianista y compositora, oriunda de Barquisimeto, le cuenta a Cresta Metálica cómo ha sido esa gran experiencia de ser mamá y en qué medida este nuevo reto ha influido en su vida artística. Además cuenta cuáles son sus planes para 2016, comenta cómo fue su triunfo en los Premios Pepsi, expresa su satisfacción tras haber trabajado con el maestro Aldemaro Romero y explica cuál ha sido su papel en la directiva de SACVEN.

El año 2015 representó para usted el inicio de una nueva etapa como madre. ¿Cómo se siente Prisca ahora que es mamá? Ahora que tiene un hijo ¿encontrará nuevas fuentes de inspiración para componer?

Prisca Dávila: Me siento muy bien, te cambia totalmente la vida, siendo madre experimentas el amor más profundo y es por ello que es una magnífica fuente de inspiración. Ser madre ha sido una bella experiencia y me ha motivado mucho a componer, ya durante el embarazo compuse la primera pieza dedicada a mi hijo Diego Eduardo y la fuente de inspiración fueron todas las sensaciones que viví en el embarazo, fue muy emocionante e inspirador ver la evolución de Diego mensualmente en los ecosonogramas, esto me motivó mucho.
La pieza que surgió de esa vivencia, la acabo de grabar en estudio, es un tema para piano solo y que recrea el entorno acuático y tranquilo en el que se desarrollaba mi hijo a lo largo del embarazo.

Usted estuvo un poco alejada de la movida musical durante 2015 por razones obvias, pero… ¿en algún momento encontró tiempo para componer?

Prisca Dávila: Si bien el primer año de mi bebé ha sido bien difícil, porque hay que dedicarse prácticamente a tiempo completo, encontré el tiempo para componer, arreglar, grabar y tocar. Realicé arreglos nuevos para el disco que estoy haciendo con Marieva, como por ejemplo el arreglo a 4 manos y percusión del standart de jazz latino titulado Manteca. Grabamos todos los temas del disco y ahora estamos terminando de grabar la participación de los invitados. Realicé también algunos conciertos en festivales de jazz en Caracas y en la décima edición del concierto “Navijazz” junto a mi maestro Gerry Weil.

¿Qué nos puede adelantar sobre la dirección musical que abordarán con este disco? ¿Es similar al primer disco que sacaron juntas? ¿Para qué fecha tienen estimado lanzar el disco?

Prisca Dávila: Este disco tiene un desarrollo distinto al anterior que hicimos juntas, tiene variadas influencias musicales, desde el jazz, flamenco, música académica y hasta del rock.

Contiene temas emblemáticos latinoamericanos tales como el valse peruano La flor de la Canela, el tango El día que me quieras, la canción mexicana Amaneció otra vez, y la bossa nova Samba de Verao, entre otros temas de países de Latinoamérica. También tenemos composiciones originales, como Subversivos de Marieva, una nueva versión de mi canción Estoy Aquí y temas inéditos como Bolero de la despedida.

La mayoría de los temas del disco son cantados por nosotras, aunque también hay temas instrumentales. Para este disco tenemos invitados de lujo: Abelardo Bolaño (batería),Leowaldo Aldana (percusión), Heriberto Rojas (bajo), Eric Chacón (flauta), Gabriel Dávila (guitarra eléctrica), Leonte ortega (Guitarra flamenca), Goyo Reyna (percusión), Alejando Zavala (coros), nuestro padre Eduardo Dávila en el saxo soprano y todavía estamos grabando algunos invitados que faltan por confirmar en algunos temas. El lanzamiento está estimado lanzarse para mayo-junio del 2016.

Su hermana Marieva tiene un estilo muy diferente al suyo, ella también es una gran pianista y aunque sus estilos no se parecen, tienen influencias en común. ¿Cómo describiría usted la música de su hermana?

Prisca Dávila: La música de mi hermana es muy bella, transmite paz, es melodiosa, descriptiva y cinematográfica, flamenca, clásica y con un toque de jazz. En este disco, Marieva tiene una faceta de cantautora que me encanta, su canción Subversivos es una de las que más me gustan del disco.
Print

Ambas ganaron el Premio Pepsi Music. ¿Cómo fue esa experiencia y en qué medida se sienten motivadas luego de ganar este premio?
Prisca Dávila: Fue maravilloso ganar por primera vez y además juntas el Premio Pepsi Music. La competencia fue difícil y fue una gran sorpresa ganar la categoría al “Mejor disco clásico del año 2014” con nuestro primer disco juntas Un piano, dos hermanas. Ganar un premio siempre motiva a seguir trabajando. La verdad que el proyecto juntas que comenzó en el 2010 ha ido creciendo y conquistando nuevos retos.

Usted es considerada como una de las principales exponentes de Venezuela tanto en el jazz como en la música venezolana. ¿Qué opina sobre estos dos estilos? ¿Se complementan? ¿Se necesitan? ¿Le han dado a la música hecha en Venezuela una nueva identidad?

Prisca Dávila: Ambos estilos son maravillosos, distintos, pero a la vez complementarios. La música venezolana es melodiosa, rítmica, variada, es un caudal muy grande de posibilidades musicales. El jazz es improvisación, armonía contemporánea y vanguardia. Lo interesante de fusionarlos es que le da a la música venezolana un carácter más internacional que ha dado buenos frutos en la historia musical de Venezuela y una presencia en el escenario mundial. Es muy importante como artista conseguir un estilo propio, para mi es una búsqueda infinita y que puede surgir de la fusión de los distintos géneros que tengas en tu formación musical.

¿Qué es lo que más recuerdas de las enseñanzas y las experiencias que le dejó el maestro Aldemaro Romero?

Prisca Dávila: Me impresionó siempre su genialidad, su capacidad de componer tanto para orquestas sinfónicas como para formatos pequeños. Sus letras, formas musicales, siempre innovando y en búsqueda de la excelencia todos los días. Era un compositor increíble, que nos ha dejado un legado y un camino a los artistas venezolanos. Fue muy importante conocerlo, compartir, ver como componía todos los días, como escribía libros, un hombre muy prolífico, un creador excepcional.

La música, el legado, las obras que dejó Aldemaro Romero siguen sin ser aprovechadas al máximo o como él lo merece. Ya que usted ha dedicado parte de su carrera a difundir e interpretar la música de Aldemaro ¿qué cree usted que hace falta para que las composiciones de este gran maestro sean aprovechadas y difundidas como merecen? Él dejó una gran cantidad de obras sin estrenar.

Prisca Dávila: Si bien las obras del maestro Aldemaro han sido interpretadas en todo el mundo, siguen muchas obras que todavía no han sido estrenadas, yo creo que las orquestas y solistas deben interesarse en interpretar su obra. Pueden conseguir toda la música que dejó el maestro para ser interpretada y está resguardada por la Fundación Aldemaro Romero, que dirige con todo el amor y dedicación la viuda del maestro, Elizabeth De Romero.

Usted también ha estado trabajando en la directiva de SACVEN. ¿Qué nos puede decir sobre esta experiencia? Muchos músicos se quejan de que este organismo no funciona, otros artistas en cambio han manifestado que se ha visto un cambio y que se trata de un ente necesario e importante.

Prisca Dávila: Sacven tiene 60 años de historia, fundada por Luis Alfonso Larrain, ha ido evolucionando en todos estos años y es una sociedad importante y única en nuestro país que protege los derechos de los autores y los compositores de Venezuela. Yo estoy inscrita desde que tenía 8 años y ha sido para mí una gran experiencia estar en la junta directiva como vocal desde mayo 2014 y hasta el venidero 2018 junto a grandes compositores de gran trayectoria como José “Pollo” Sifontes (tesorero), Manny Delgado (vicepresidente), Tomás Torres Molina (presidente) y Magaly Suarez (secretaria de actas y correspondencia).

Ha sido muy interesante aprender acerca de la distribución, recaudación y los distintos procesos que se realizan en SACVEN. Como junta directiva estamos trabajando intensamente para que cada vez la Sociedad sea mejor y hemos venido realizando planes exitosos en beneficio de los socios.

Además del lanzamiento de un nuevo disco ¿cómo se presenta el escenario en el 2016 para Prisca?

Prisca Dávila: Este año en el ámbito profesional tengo varios proyectos, me gustaría realizar el concierto “Piano jazz Venezolano Sinfónico” tanto en Caracas como en el interior del país con las distintas orquestas sinfónicas, dictar los talleres de armonía contemporánea e improvisación, seguir llevando mi trabajo a festivales internacionales y nuevos lugares, y por supuesto seguir impulsando el proyecto con mi hermana, que en este año implica lanzar al mercado nuestro nuevo